Una experiencia inolvidable!

Hace más de 20 años los hermanos Vera-Horna descendientes de dos familias que rendían culto al buen comer, empezaron este restaurante, ambos son excelentes cocineros que aprendieron la cocina de su madre y las dos abuelas. En un ambiente familiar se ofrece comida tradicional del norte Peruano, con mucha influencia marina, así como algunas propuestas propias.